Abono social telefónico

El Abono social es una ayuda poco conocida parecida al Bono social eléctrico, que busca abaratar las facturas a pensionistas y jubilados.

Es preciso mencionar que este abono no es propiedad ni obligación de la compañía de teléfono (Movistar), sino que se trata de un componente del servicio universal de telecomunicaciones. Es, por tanto, el Gobierno quien lo regula, en concreto el Ministerio de Industria, Energía y Turismo es el encargado de gestionarlo.

El abono social ofrece una reducción del 80% en la cuota de alta de la línea

telefónica fija individual y del 95% en las cuotas mensuales.

Los requisitos son:

  1. Ser pensionista o jubilado
  2. Renta mínima de 8950€ anuales.

Se solicita por fax, correo postal, correo electrónico o por internet.